lunes, 12 de enero de 2009

TITANIC, MADRID 09-01-09


Ayer, estábamos en casa y decidimos poner una peli... cuál?..... después de algún titubeo, nos decantamos por una de las grandes de Cameron: Titanic. Me fascina la historia del barco, me encanta la puesta en escena, me emociona la banda sonora y me encandila el trabajo de los actores.

Allá por el final de la peli, en lo más dramático del momento, cuando todo se va al traste, cuando la realidad se convirtió en un infierno para miles de personas en medio de una soledad fría, oscura y absoluta, cuando los sueños se esfuman y el caos imperaba en la pantalla, una mala jugada de la mente me hizo relacionar el caos vivido por aquellas personas con el caos que sufrimos hace unos días no ya en el mar sino en tierra firme. Salvando las distancias, las escenas de desesperación, de rabia, de tristeza me hicieron recordar momentaneamente mi cuidad, Madrid, el viernes 9 de enero. Y después de terminar de ver la peli, de disfrutar otra vez de la banda sonora, seguí pensando en el tema....

Hacia las 8 de la mañana de ese viernes, caían algunos copos, nada importante, pensé, mientras ponía el candado a la moto y salvaba los pocos metros que me separaban del portal de la oficina. En la radio, en la televisión nada dijeron..... Sin embargo una hora y media después los coches ya se veían blanquecinos y las noticias que leía en internet sobre las carreteras eran cada vez más preocupantes, sobre todo porque a las 4 de la tarde marchábamos a Elche para pasar el fin de semana con la familia. Nos llamábamos constantemente para decidir si arriesgarnos a salir a la carretera o no...
A eso de las 11 casi todo estaba blanco y los copos caían con gran intensidad y no parecía que fuera a ser una nevadita... era una gran nevada, aunque pensé que yo era una exagerada y que la cosa no era para tanto porque si hubiera sido así, seguro que se habría escuchado a algún gobernante que vela por nuestra seguridad y comodidad hacer algún tipo de declaración; y como no sucedía nada de eso, me autoregañé por ser tan alarmista, aunque seguía pegada a internet y consultando cada poco el estado de las carreteras. En esto que mi compañera me dice que han cortado la A3 (Madrid-Valencia) y no me lo puedo creer. Voy a la web de tráfico, y veo un listado sin fin de incidencias en las carreteras de Madrid y lo que más me sorprende es que la mayoría de ellas, son vías principales, no pequeñas carreteras secundarias. Sigo sin creer que una ciudad como Madrid, supuestamente preparada para emergencias, una gran ciudad con todos los medios a su alcance, se vea colapsada y casi aislada como una aldea perdida de cualquier sistema montañoso de la Península Ibérica por una nevada. No puedo creer que autovías de la embergadura de la A1 (Madrid-Burgos), A2 (Madrid-Barcelona) o A3 (Madrid-Valencia) estén cortadas en varios tramos de la Comunidad de Madrid por nieve. No puedo creer que una circunvalación, una vía de comunicación tan importante como la M-40 esté cortada, CORTADA!!! y miles de coches, motos, autobuses, camiones, etc... atrapados sin escapatoria durante horas y horas. Y menos me puedo creer que el Aeropuerto Madrid-Barajas -según dicen le cuarto más importanta de Europa-, con su terminal T4 último modelo, fashion total y ejemplo de modernismo esté cerrado, CERRADO!!!.. un aeorpuerto que cuenta con una contrata de quitanieves exclusivo para él y que a las 12 de la mañana no había rastro de las máquinas en las pistas, tanto es así que ni siquiera los bomberos de, al menos, uno de los parques, podrían haber salido de haberse producido un incendio.

Pensando en el viaje previsto, busco una alternativa para no coger la A3 y no me queda otra que la R3, es decir, la autopista de peaje que se supone estará en mejores condiciones. Miro de nuevo la web de la DGT y mira tú por dónde la R3 también tiene serios problemas por culpa de la nieve. Y esto ya me suena a cachondeo porque nadie, NADIE, ni Ayuntamiento, ni Comunidad ni Gobierno Central han asomado la nariz a decir algo.. y los españolitos, entre ellos los madrileñitos, estamos solos ante los copos de nieve que ya campan a sus anchas por la ciudad, pues no hay nada ni nadie que les haga frente.

Y mientras los copos avanzaban, desde las ventanas de la oficina hacíamos fotos, pues al mal tiempo buena cara y no hay que olvidar la belleza de la nieve, aunque ver mi moto, mi oli, cubierta por tanta nieve que apenas la veía, me hizo pensar en otro problema.... ¿Y si esto sigue así, cómo vuelvo a casa?... No podía dejarla todo el finde en la calle porque a lo mejor alguien "me la cambia de lugar".... pues a pensar en cómo solucionarlo... y mientras hacemos fotos... Parecía ue el temporal iba para largo, pues la intensidad con la que caían esas "plumas blancas" era cada vez más fuerte. En mi vida había visto nevar de esa manera, ni siquiera en Navacerrada. Los comentarios, hablaras con quien hablaras eran los mismo: "Juer ti@! qué peazo nevada!!!" , "pues en mi curro hay un montón de gente que todavía no ha llegado" (13:45 horas), "en la ofi nos han dado permiso para meter las motos en el garaje este finde, porque no se puede salir con ellas"... y así todo... y como la concentración para hacer cualquier cosa y como, igual que los niños pequeños, me distraigo con una mosca, mando a la porra el trabajo y me dedico a leer el correo en el que ya van apareciendo mensajes de amigos y familiares con fotos hechas con móviles, cámaras compactas y/o cualquier artefacto susceptible de dejar impresa una imagen, con el paisaje que les rodea en esos momento, principalmente desde las ventanas de los respectivos trabajos... y sigo alucinando de cómo está el percal.


Y siguen pasando las horas ya con la mañana perdida y con el viaje cancelado porque no era sólo Madrid, sino Cuenca en varios kilómetros de la A3 y Albacete en otros cincuentaitantos de la misma autovía, las que tenían problemas, de modo que Alicante para el siguiente finde.

El otro problema era como volver a casa porque si me arriesgaba a ir en la moto había tres posibilidades: 1ª-Me daba contra un coche, 2ª -Un coche se daba contra mi o 3ª- Me espanzurraba cuan larga (vaaaaleeee, más bien bajita) soy en la carretera. Como ninguna de las tres me apetecía en absoluto... la solución: llamar a mi hermano para que viniese en mi ayuda con la furgoneta. Y como los hermanos mayores son así de maravillos, presto vino a rescatarme de las garras blancas. Y mientras esperaba seguía haciendo fotos


Al llegar a casa me envalentoné, cogi el coche y fui a buscar a mi niña al curro..... aquello era siberia...


El jardincillo que rodea el portal de casa parecía un merengue... daban ganas de hincarle el diente je je je...

Y aquí debemos darnos con un canto en los dientes porque pueblos de Málaga están, a día de hoy todavía, sin luz y sin teléfono.... de república bananera oiga!

Ya repuesta de la rabia y la impotencia que sentí por la mañana, de la sensación de abandono por aquellos que son o dicen ser responsables de nuestra seguridad, nos quedó tiempo para dedicar a pasear por Madrid que, por un fin de semana, se convirtió en una ciudad blanca.... pero eso para otro post.


Texto y fotos: Belisker

3 comentarios:

Uroboros dijo...

Fué un caos...pero para los que omo yo nunca habiamos visto nevar: FUE UNA GOZADA¡¡¡¡
Lo sé: caos en trafico, Barajas tercermundista, peatones por los suelos, curros medios vacios...Y no pudimos ir a Elche...Pero aún así fue una delicia ver caer esos copos, ver como la ciudad estaba más blanca que nunca y fue maravilloso poder disfrutar de la única guerra que me gusta:la de bolas de nieve
Y ahora podemos pensar eso de: añoo de nieves, año de bienes

dsdmona dijo...

Y a mi que me hubiera gustado estarbajo esos copos... es lo malo de haber nacido a pie de mar, los copos de nieve los recnocemos por foto y poco más.
Es de país bananero y más cuando entrevistan a la secretaria del PP y dice que la comunidad y el ayntamiento (de su partido) no hicieron nada porque el que tenía que coordinar (el gobierno) no coordinó nada... y como ellos no lo hacen yo tampoco, ala y ahora me enfado... por favor que parece que tengan cinco años...

Por otra parte me alegro que el caos sólo quedara en un viaje anulado y un viaje en furgoneta porque cuando empecé a ver como iba a ser la cosa os imginé en medio de esa nada que vimos aquel día cantando que bonita que es la nieve!!!! jejeje

D.

PD: Las fotos muy guapas

Silvia dijo...

Y lo peor es que pagamos nuestros impuestos y los sueldos de esta gente, para que?? para que hagan una bola de nieve con las responsabilidades y tirársela unos a otros, y que al final se funda y se acabe como empezo. En el limbo de las responsabilidades y el saber asumirlas y actuar y... pandilla de vagossss...